Para quien quiera contactar conmigo

MI NUEVO CORREO ELECTRÓNICO, PARA CONTACTAR CONMIGO ES rosacortesbetancourt@outlook.com.pe

domingo, 10 de abril de 2011

Los caballeros las preferían doncellas

(Léase con la debida entonación)

¡Pardiéz,que la he de conseguir! bociferaba D. Juan de Villaluna y Sierraespina a su compañero de andanzas
D. Felipe Argamasín de Bogavante,esa doncella a de ser mía.
¿Para decir eso desveláis mi sueño? D.Juan si he de serle sincero vuetra empresa la veo con dificultad ya que vuestra doncella,no tiene puesta su mirada en usía sino en ese locuaz joven,hijo de vuestro sirviente,dijóle mientras se levantaba y llenaba la palangana para asearse.

Pues deberé obrar méritos para que fijárese en mí y deje de soñar con ese rapaz,deseoso me encuentro de poseerla y juro que la conseguiré.

¿Y qué plan vais a urdir para aclamarla? preguntó D. Felipe.
Quitaré de en medio al tal Matías,que así se llama acusándolo de ladrón y lo llevarán a los calabozos,donde ya haré que se pudra en ellos.

¡Jajaja! rió D.Felipe,buena estrategia,digna de todo un caballero,por supuesto! le contestó D. Juan,eso es lo que soy,todo un caballero que lucha por su amada.
Riéronse los dos amigos,mientras vestíase D. Felipe.

Al atardecer detuvieron a Matías acusándolo de robo,el pobre vociferaba a pleno pulmón: mi Señor,soy inocente,yo no he robado nada,pero las pruebas le acusaban(pruebas que puso D. Juan,por supuesto),su bella Dorotea,lo miraba incrédula,no puede ser...pero qué has hecho?? yo no he sido,creéme Dorotea,no he robado nada en mi vida.Su padre lloraba,pedía clemencia a D. Juan,pero éste viéndose que su plan surtía efecto le contestó: no hay clemencia para los ladrones,sintiéndolo mucho por tí,mi buen servidor,pero tu hijo merece ir a los calabozos,hasta que no aparezca mi querido broche de oro,herencia de mi difunta madre.

Dorotea,vió a su amado marchar con los soldados,creyéndo la acusación,no paraba de llorar,también le pidió misericordia a D.Juan,éste mirándola enamorado,disimuló arrepentimiento por su actuación,pero dijóle que nada podía hacer ya,que estaba en manos de la justicia.Dorotea,entonces,le abrazó y besándole la mano,le dijo: mi Señor.le daré todo cuanto poseo,poco es,pero suyo es y le miró con ojos encarnados de tanto llorar,le acarició la cara y le besó suavemente primero y con pasión después,pegándose su cuerpo al de D.Juan.

D.Juan no podía creer que la tuviese en sus brazos y le devolvió los besos,abrazándola con verdadera locura.
Aprovechándose del momento de debilidad de Dorotea la llevó a su alcoba,diciéndola que podría intentar salvar a Matías si le prometía que se casaría con él,lo cual ella aceptó resignada.

Llegó el día de los esponsorios,Dorotea,nerviosa,no había vuelto a ver a Matías y mostrando su preocupación,dijóle a D.Juan si podría verlo antes del enlace,respondióle que sí,pues estaba feliz y no pudo negarse ante aquella petición,le mostró los calabozos y ella bajó por aquellas escaleras,vió a su amado,demacrado,sucio,hambriento...y decidió que lo que estaba a punto de realizar era lo mejor que podía hacer por él,el joven le pidió que no se casara sin estar enamorada,que él aguantaría,pero que no destrozara su vida,ella,decidida marchóse sin mirar atrás,no quería que la viera llorar.

Nerviosa,pero con firme decisión andaba hacia el altar,fijándo su mirada al que sería su marido instantes después.D.Juan henchido de amor verdadero vió en sus ojos un sufrimiento que le conmovió y haciendo acopio de valor,la cogió de la mano y la dijo: mi querida Dorotea,no puedo verte sufrir más,todo esto lo hice por tu amor,egoístamente sólo quería poseerte,pero me has cautivado con tu entrega,mas tu corazón sólo es de un hombre y no soy yo.
Ve,tu amado es inocente,reúnete con él y hazle feliz,sólo espero que él te ame tanto como yo te amo en estos momentos.

Aturdida,le abrazó,agradeciendo su noble gesto,Dorotea marchóse en busca de su amado,para vivir felices de una vez y para siempre.



Los antiguos señores del medievo...y en época más reciente,eran caprichosos,egocéntricos y egoístas,denotaban poca o ninguna consideración para con sus súbditos,vasallos,criados y demás gentes de índole pobre.
En el amor casábanse por conveniencia,para que sus dominios fueran mayores y obtuvieran más poder del que ya tenían.
Aún así,quedaban"caballeros" que tarde o temprano se daban cuenta que no todo podía comprarse,como en ésta historia...el corazón de una mujer.

2 comentarios:

  1. Cómo bien lo dices, es una historia muy medieval pero interesante. Actualmente muchos seres humabos se fijan más en tu cuenta bancaria o tu movidas en la bolsa, al final es casi lo mismo. Me pareció muy interesante y romántica la historia.
    besos

    ResponderEliminar
  2. MIXHA ZIZEK

    Hola Mixha!
    Me alegro mucho de verte! si es una historia antigua,pero cambiando un poco las cosas,sería muy actual.Hay quién se sigue casando por aumentar su cuenta del banco y quíen mira por encima del hombro a quién no es de su mismo estatus social.
    Menos mal,que lo que impera hoy en día es simplemente si estás enamorada-o y cómo son como personas,los que nos rodean,sin tener en cuenta su clase,condición y demás tonterias de ese tipo.
    Lo que realmente importa es el corazón de las personas.
    Un abrazo guapa y gracias por venir.

    ResponderEliminar

Me alegraría mucho que dejaras tu comentario,me gusta saber lo que piensas sobre lo que has leído,de cualquier forma te agradezco tu paso por aquí.